Desde mi puesto como padre… Aquí algunas experiencias para los adolescentes pre universitarios

Hoy por la tarde estábamos platicando con mi colega de trabajo sobre nuestras andanzas juveniles.

Recordamos nuestras épocas cuando éramos literalmente inconscientes de muchas cosas y ahora con el tiempo, vemos que pudimos hacer mejor las cosas.

En fin, esto es parte de la vida y así se va formando el carácter.

Ante las responsabilidades y prioridades, vamos navegando y cometiendo aciertos y errores.

Es un hecho que ahora como padre quieres ayudar a tus hijos a evitar ciertos descalabros y si hay algo que queremos que aprovechen al máximo es su formación escolar.

Mi padre fue muy contundente en eso… mi herencia se las estoy brindando a través de los estudios, quien desee más… estudie más… yo pago lo que deseen aprovechar.

FUENTES: YouTube || UNITIPS || UNAM

Visita UNITIPS

Y sí, todos en casa fuimos avanzando y terminamos una carrera, la mayoría pasamos nuestros mejores días universitarios en la UNAM.

Y siendo formado por esta casa de estudios sé de lo que trata y lo complejo que es ingresar.

En cuanto a mis hijos, aún falta un poco para que tomen su decisión y solo para darles una idea de lo que será ingresar a esta institución les mostré la Guía de Examen UNAM.

Y como parte de mi pre-herencia les compartí unas perlas de sabiduría (basadas en mi experiencia) para que las vayan poniendo en práctica desde ya y bueno, les sea más placentero el camino de ser un universitario…

Aquí algunas experiencias para los adolescentes:

  • Si los exámenes se están acercando, omite los capítulos nuevos, hacer esto solo genera estrés y de todos modos no podrás dominarlo lo suficiente para el examen
  • Lo básico debe ser aclarado a través de los libros estándar de clase.
  • Una vez que los conceptos centrales están claros, puedes subir la escalera al optar por leer otros libros más avanzados.
  • Es mejor hacer tus propias notas que seguir las de tus amigos o profesores. Tu sabrás identificar y hacer las conexiones porque así es como lo estás asimilando.
  • Tener 15 minutos de descanso entre dos eventos te relajará a la vez que te llenará de energía para lo que viene.
  • Recuerda siempre cuantos días tienes en tu mano, no los desperdicies y mejor distribuye la carga de estudio entre ellos.
  • Siempre mantén una botella de agua en tu mesa de estudio.
  • Apaga los aparatos que te puedan distraer como el celular o la televisión durante el estudio, es to es altamente recomendado, será como ponerle tranca a la puerta para que nadie entre a molestarte.
  • Un horario apropiado no incluye el estudio de todo el día y de preferencia que sea cuando te sientas más receptivo. Hay personas que estudian mejor por la noche mientras que otros tienen mejor concentración por las mañanas o tardes.
  • Sal a tomar aire fresco de alguna manera, ya sea salir y darle una vuelta a la manzana, o sencillamente subir al techo… esto te despejará la mente y llenará tus pulmones.
  • Siempre enfócate mientras estudias, es algo similar a la meditación. Deja tus preocupaciones o tareas adicionales fuera de tu horario de estudio, ya tendrás tiempo para atenderlos en la UNAM

Resultado de imagen para unam cu

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *